Star InactiveStar InactiveStar InactiveStar InactiveStar Inactive
 

macbeth-1948-wellesEn 1948 Orson Welles ya no era l'enfant terrible que había impactado al mundo con su adaptación radiofónica de La Guerra de los Mundos o con su Opera Prima, Ciudadano Kane (Citizen Kane), su carrera avanzaba a trompicones y parte de su brillo comenzaba a perderse, es en ese marco donde decide llevar a las pantallas grandes una versión de Otelo de Shakespeare, sólo para hallar indiferencia y no poder concretar el proyecto. Decide entonces llevar a cines Macbeth, la cual veía como el cruce perfecto entre Cumbres Borrascosas y La Novia de Frankenstein.

Macbeth no le era desconocida a Welles, en 1936 la había montado en teatro en Nueva York, con un cast de puro actor negro, lo que hizo se conociera este montaje como Voodoo Macbeth. En 1947 había vuelto a montar la obra, en un aspecto más tradicional, en el Utah Centennial Festival. Así que llevarlo a cine parece una decisión natural, donde retomaría elementos de ambas puestas en escena para crear un producto completamente diferente.

En el siglo XI, unas brujas le auguran a Macbeth (Orson Welles) que un día se sentará en el trono de Escocia. Alentado por su esposa (Jeanette Nolan), Macbeth termina asesinando al rey Duncan (Erskine Sanford), apoderándose así de la regencia del país escocés. Poco a poco su reinado se verá salpicado por numerosos crimenes y sospechas.

Orson Welles no sólo dirige Macbeth en 1948, también la protagoniza y para darle vida a este personaje toma un camino muy complejo, no lo presenta con la majestuosidad que vistiera al personaje en la versión que años visualizaría Roman Polanski o en épocas más actuales, Michael Fassbender, no, para su personaje decide interpretarle como un ser inseguro, un borracho la mayor parte del tiempo que se la pasa tambaleando por la pantalla, siguiendo un camino a la destrucción que no desea abandonar ni intentar dejar atrás, quitándole el aura de héroe trágico para volverle un títere de las circunstancias.

La cinta arranca distinta a la obra, vemos a las brujas cocinar su producto infernal, condenándonos como espectadores a presenciar algo asqueroso, algo que no dejará quieta nuestras almas. La figura de barro que crean de Macbeth presagia su ascenso y caída. También agrega personajes no presentes en la obra de teatro, como el del cura que se contrapone a las figuras de las brujas, aunque no tan alejado de ellas en el fondo.

Filmada en blanco y negro la cinta es la cuarta adaptación a un texto de Shakespeare en la época del cine sonoro y Welles aprovecha todo su conocimiento radial para jugar con los sonidos, los efectos sonoros. También decidió que los personajes tuvieran acento escocés, lo que provocó la molestia de los puristas en forma furibunda.

Macbeth sufrió diversos cortes desde su estreno, siendo mostrada generalmente en una versión de escasos 89 minutos, donde el acento escocés de los actores había sido doblado para quitárselos y hacerlo más cercano a lo que se esperaba de una obra de Shakespeare. Afortunadamente la versión que se puede conseguir en el formato casero es la original, la versión pura de Welles sobre el tema.

En México es posible ver esta cinta en bluray y dvd gracias a Zima Entertainment, quien la distribuye en el mercado nacional, con una gran calidad de imagen en ambas presentaciones. Se consigue en los lugares de venta de costumbre.

Macbeth

Director: Orson Welles

Guión: Orson Welles

Basado en la obra homónima de William Shakespeare

Con: Orson Welles, Jeanette Nolan, Dan O'Herlihy, Roddy McDowall, Edgar Barrier, Alan Napier

Música: Jacques Ibert

Fotografía: John L. Russell

Estudio: Mercury Productions

Distribuidor: Zima Entertainment

Fecha de estreno: 01 octubre 1948

País: Estados Unidos 1948

Duración: 107 minutos

e-max.it: your social media marketing partner