Print
Category: 2017

User Rating: 5 / 5

Star ActiveStar ActiveStar ActiveStar ActiveStar Active
 

Érase una vez en el cine de acción que Michael Bay filmaba impresionantes secuencias que lograban hacer olvidar lo mediocre de sus tramas y su pésimo manejo de actores, ahora se suma a la lista de directores que llevan años dando palos de ciego (como Spielberg, como Zemeckis, como las Wachowski) y nos entrega en “Transformers: El Último Caballero” (Transformers: The Last Knight) una de las películas más aburridas, sin sentido y mediocres de su filmografía (imagínense).

Tras los sucesos de las pasadas cintas varios países de la Tierra han declarado non gratos a los Transformers (menos Cuba ya que son enemigos del mundo como bien saben los ultraderechistas). Cade Yeager es ahora un renegado que vive tratando de salvar a los Transformers ocultos, huyendo de la Transformer Reaction Force (TRF). Cuando es llevado a Inglaterra por el único sobreviviente de una asociación secreta que cuida a los Transformers, pronto descubre que la Tierra está en peligro de ser destruida y convertida en una nueva Cibertron, por lo que deberá conseguir que la TRF y los robots se unan para impedirlo.

Intentar escribir una sinopsis de “El Último Caballero” es casi tan imposible como ver la película sin aburrirse y sin reírse de su humor involuntario. Es incoherente y para su excesiva duración, casi dos horas y media, en realidad no sucede nada, es una perdida absoluta de tiempo.

En esta ocasión Bay ni siquiera se preocupa para dotar de sus secuencias de acción de su acostumbrada destrucción espectacular, emotiva, estúpidamente divertida, ahora tenemos grandes planos llenos de acción, pero por alguna extraña razón se sienten forzados, se transmite una sensación de aburrimiento al espectador, de que no emociona, que ni siquiera impacta visualmente. Hay una desconexión brutal entre el espectador y lo que sucede en pantalla.

Si al pésimo ritmo le sumamos una trama que ni siquiera es coherente con ella, tenemos un desastre. Sumémosle a ello una ¿actuación? nada convincente de Mark Wahlberg, quien a todas luces se ve incómodo y con ganas de estar en otra película (quizá la novena parte de Guerra de Papás), actores secundarios olvidables y patéticos, en verdad resulta un suplicio la película. Además, si esperan ver a Optimus Prima pueden salirse por palomitas, un café y una pizza de 30 minutos, bueno de 2 horas, ya que en realidad su tiempo en pantalla es mínimo y está casi reducido al último tercio de la cinta.

Los efectos especiales siguen siendo espectaculares, aunque no superan a los de las otras cintas de la saga, retrocediendo un poco de hecho en la forma que se presenta la metamorfosis de los robots, el momento más destacado se da al inicio con la presentación de Bumblebee y su fragmentación en exceso.

Otro punto fatal para la cinta es el personaje de Isabela Moner, quien da vida a una chica que vive en el cementerio de robots ayudando a los Transformers se encuentra, a pesar de presentarse con un ”putos” y ser aguerrida, pronto se convierte en un estorbo para todo, de hecho al ver la cinta uno descubre que si se le elimina de forma completa en el montaje no pasaría nada y la película se ¿entendería? igual.

Uno de los puntos más rescatables de la cinta es la forma se retrata la leyenda del Rey Arturo y Merlín, la cual aunque está ligada a la imaginaria de Transformers, en pantalla resulta mucho mejor que toda la cinta de Guy Ritchie.

Transformers: El Último Caballero es la peor cinta de la franquicia de estos robots, el cansancio que acusaba ya en las pasadas cintas aquí es un ataúd que no permite se disfrute, no sirve ni como escape de la realidad ni como apunte de nada, es una tomadura de pelo y una perdida absoluto de 149 minutos. Bajo su riesgo y sólo bajo él, no nos culpen si leyeron esto y arriesgaron.

Los invitamos a ver una colección de videos de la cinta.

Transformers: El Último Caballero (Transformers: The Last Knight)

Director: Michael Bay

Guión: Art Marcum / Matt Holloway / Ken Nolan

Con: Mark Wahlberg, Josh Duhamel, Laura Haddock, Stanley Tucci, Anthony Hopkins, Jerrod Carmichael, Isabela Moner

Distribuidor: Paramount Pictures

Fecha de estreno: 21 junio 2017

País: Estados Unidos 2017

Duración: 149 minutos

e-max.it: your social media marketing partner